Bienvenido
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Hemwick "La Bruja"
Jue Feb 16, 2017 11:42 am por Akakage

» Preludio al Caos
Dom Feb 12, 2017 11:40 am por Akakage

» Valtr "La Bestia Clérigo"
Lun Feb 06, 2017 6:20 pm por Akakage

» Gascoigne "El Emisario Celestial"
Lun Feb 06, 2017 6:10 pm por Akakage

» Riedel "El Sacerdote"
Lun Feb 06, 2017 6:01 pm por Akakage

» Bosque Nekkar
Vie Ene 06, 2017 5:33 pm por Rëhira

» Tundra Betelgeuse
Miér Jul 27, 2016 3:47 pm por Nindë

» Lago de Arcturus
Miér Jul 06, 2016 2:35 pm por Rëhira

» Bosque Rigel
Vie Jul 01, 2016 12:06 am por Rëhira

Estación Actual



Hannibal Lecter Setan

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Hannibal Lecter Setan

Mensaje por Akakage el Sáb Mar 05, 2016 3:48 pm




Hannibal Lecter Setan



Datos Generales


Nombre completo:

Hannibal Lecter Setan
Nombre Clave:

Id
Apodos y títulos

Hablando de apodos, si los tiene, no le interesa saberlos, el único conocido para él es el llamado Resurrección del Caos gracias a su técnica más memorable, aunque es más que bien sabido que la inmensa mayoría de las criaturas lo conocen por todas las masacres que ha causado. Por otra parte, en cuanto a los títulos, estos son muchos y muy variados, ha sido mentor, alfa y mano derecha de las máximas autoridades en varios lugares; del mismo modo es el fundador y líder del Clan Messer. Sin embargo, el título que más llama la atención es que recibe dentro del Clan Setan, donde es uno de los tres Jueces del Infierno, en representación de Minos.
Especie y raza:

Se le podría considerar un "híbrido real", ya que, estando sus razas tan mezcladas, no tiene ni idea de las que la conforman. Debido a sus poderes y ciertas características de personalidad y físicas, Hannibal tiene la creencia que gran parte de su herencia es de demonio, suposición que ha sido confirmada recientemente pues es descendiente de Minos, uno de los Tres Jueces del Infierno. Igualmente esta casi seguro que su sangre está conformada en parte por herencia licántropa, vampírica, metamorfa y humana, datos que no están esclarecidos puesto que Hannibal no ha logrado encontrar registros sobre su familia.
Edad:

Debido a su historial, Hannibal se ha esforzado por borrar los datos exactos acerca de su edad, únicamente sabiéndose que nació en un milenio anterior al que se vive actualmente. Su edad aparente es de aproximadamente 30 años de edad.
Género y Orientación Sexual:

Masculino, heterosexual
Rango:

Nómada, Segundo al Mando Informal


Relaciones


Familia:

Algo que destacar es que toda su familia está muerta. Primeramente fallecieron sus padres, Giuseppe y Clío Lecter a manos de un grupo de nómadas que irrumpieron en su vivienda. Días más tarde, del mismo modo, murió su hermana menor Mischa Lecter.
Pareja:

Por el momento no tiene, sin embargo pasó toda su vida al lado de Clarice Starling, una hechicera animaga madre de sus hijos, quien falleció durante la última batalla de la segunda guerra del Clan Messer, siendo asesinada por Salvatore Finnegan
Hijos:

En total ha tenido cuatro hijos, tres biológicos y una adoptada. Primero estuvieron Clarice y Moro Lecter, un par de gemelos. Moro falleció días antes de nacer, y Clarice le siguió el paso a los quince años, muriendo en la primera guerra del Clan Messer contra Salvatore Finnegan junto con Draco, su mejor amigo, en condición de prisioneros. Muchos años después nació Clío Lecter en medio de la segunda guerra de Messer, algunos días antes de la muerte se su madre. Por último, Hannibal adoptó a una niña de 10 años llamada Abigail Calliou, pues asesinó a sus padres en medio de una disociación.
Maestro/Mentor:

Su principal influencia ha sido Salvatore Finnegan, quien fue su tutor y maestro durante toda su vida. Gracias a él, Hannibal ha logrado todos sus objetivos y metas. Se podría decir que sin Finnegan, Hannibal no existiría como le conocemos. Sin embargo, no conforme con su conocimiento adquirido en esa época, después de acabar su entrenamiento formal con este y hasta ahora, Hannibal se ha dedicado a aprender y perfeccionar sus habilidades, logrando esto con ayuda de innumerables personas, todas provenientes de muchísimos lugares y culturas diferentes, quienes le han instruido en diferentes disciplinas. Incluso Hannibal mismo afirma que ha sido más veces aprendiz que maestro.
Subordinados:

Siendo todo un veterano, Hannibal ha tenido muchísimos en sus innumerables viajes por el mundo, todos de diferentes lugares, épocas y habilidades. Uno de sus principales aprendices es Hiroki Ryuhei Takashi Setan, a quien instruyó más que nada en la defensa y resistencia, así como en el control del elemento oscuridad, mismo que ahora domina casi a la perfección. Años después fue el tutor de los hermanos Crisvector, Cliff y Alexander, sin embargo ambos recibieron una enseñanza diferente: A Alexander le enseñó el control de su elemento base, logrando después de una tediosa experiencia que al fin lo dominara a la perfección, volviéndose al rango Fuego. Por otro lado, a Cliff, más que un entrenamiento físico, le enseñó el autocontrol, así como a definir su propia personalidad. Por el momento no tiene ningún alumno en esta manada. Su última alumna conocida es Velathri Jëylls, hija de Zekharia Jëylls, uno de los Seis Originales de dicho clan.


Descripciones



Descripción física:

Humana:
Es un chico bastante alto y de complexión mas bien delgada, pero bien formada, con los músculos torneados pero sin sobresalir demasiado, solo lo suficiente.
De caminar ligero y elegante, Hannibal da una impresión noble, solemne y aristocrática, moviéndose siempre viendo al frente con la cabeza en alto y las manos en los bolsillos. Y, hablando de eso, una característica muy distintiva suya son sus manos, delgadas pero no en exceso, y de dedos largos y estilizados: manos de pianista.
El cabello, brillante, suave y de color marrón oscuro, es corto y al parecer acomodado sin ningún orden específico, con un pequeño fleco que le cubre parte de la frente.
De facciones afiladas y bien proporcionadas, se le podría considerar un chico muy atractivo, contando con el "perfil griego". Su nariz no es ni muy larga ni muy corta, sentándole perfecta.Los labios, a pesar de tener un inusual color rojizo, no sobresalen mucho, apenas son una linea fina en el rostro, siendo el superior bastante menos visible que el inferior. Cabe destacar que tiene una sonrisa encantadora, con hoyuelos.
Pero, sin duda, lo que más resalta de su rostro son sus ojos. Son de un color azul índigo muy brillante con destellos azul eléctrico, que le dan una chispa de vitalidad. Generalmente su mirada destila inteligencia y atención, así como carisma. Sin embargo puede llegar a ser bastante inquietante cuando está de mal humor: sus profundos ojos son el primer indicio de que su demonio interior está a punto de despertarse.
Lobuna:
Es un lobo bastante grande para su edad. Es de complexión no muy robusta si no mas bien delgada y bien formada, musculosa pero no en exceso, solo lo suficiente para destacar su fuerza. Tiene una figura aerodinámica, siendo capaz de maniobrar y dar cambios bruscos en muy poco tiempo. Su pelaje es de diferentes matices de grisáceo sin ningún patrón definido, que van desde el ceniciento hasta el negro en su totalidad. Sobresale más que nada por el collar de pelaje y músculos que tiene al rededor del cuello, asemejándose a una melena y dándole un toque majestuoso.
Sus piernas son largas y bien formadas, dándole una excelente velocidad, con las patas grandes y sobresalientes, culminando en unas poderosas garras negras, que utiliza usualmente para batallar o simplemente cuando necesita un fuerte agarre.
Dotado de una fuerte mandíbula, Hannibal es dueño de una poderosísima y mortal mordida, generalmente sus ataques son rápidos, efectivos y limpios. Aunque sus colmillos son algo pequeños, lo compensan con un filo increíble, mayor al promedio, ayudado por unos grandes molares con los que agarra y tritura sin problema alguno.
Tiene ojos azules índigo muy penetrantes, que pueden llegar a reflejar la mas pura confianza asi como una enfermiza sed de sangre e infundir terror absoluto, todo depende de su humor. Arriba del ojo derecho, desde la sien y hasta la frente, destacan dos cicatrices muy grandes resultado de una disputa, las cuales ha tenido durante mucho tiempo y son algo así como una marca característica suya.
Descripción psicológica:

La personalidad de Hannibal es muy extensa y difícil de explicar, puesto que tiene varias facetas y distintos modos de llevar la vida y las cosas.
Primeramente eso hay que destacar: es muy cambiante y perfectamente moldeable a todas las situaciones que se le presenten, es un perfecto camaleón al enfrentarse a situaciones nuevas, posee una inteligencia social muy superior, observa, aprende y practica a una velocidad impresionante, no hay ningún sitio al que no pueda ajustarse. Puede no sentirse a gusto, pero, si es así, jamás lo sabrás.
Es muy curioso, disfruta mucho de aprender cosas nuevas y enfrentarse a desafíos y retos, se aburre con mucha facilidad por lo que siempre esta buscando algo nuevo con lo cual saciar su sed de aprendizaje. Por eso mismo tiene conocimientos de prácticamente de todo un poco, se considera a si mismo como una persona culta e inteligente en todos los aspectos, es un maestro en magia negra y alquimia, así como conjuros e invocaciones. Sin embargo también ama las disciplinas humanas, tiene gran conocimiento de literatura, física y matemáticas, le fascina tener perspectivas diferentes de las mismas cosas.
En general, se muestra principalmente como una persona seria y callada, pero encantadora, carismática y educada. Tiene un excelente uso de la lengua, sabe como hipnotizar con las palabras y tiene tanta convicción y confianza en si mismo cuando habla que es capaz de convencer a quien sea de lo que sea. Es por eso que, cuando lo desea, puede ser un perfecto manipulador en cuestión.
Se podría definir igualmente como meticuloso, ordenado y perfeccionista, todo, absolutamente todo debe estar en su lugar y en perfecto estado. Aún así, sabe perfectamente que puede que no todo salga como lo planea, por lo que siempre se le viene a la mente un plan B a una velocidad impresionante.
Contradictoriamente a lo anterior, en innumerables ocasiones se ha dejado llevar por su impulsividad, por un reflejo instintivo que lo obliga a actuar mucho antes de pensar. Esta faceta se muestra principalmente cuando siente repentinamente amenazada alguna parte vulnerable de él o hacia sus seres queridos. Algo muy notorio en el es su escasísima tolerancia, Hannibal no odia personas, si no ciertas características de las mismas. Le molesta sobre todo la mala educación, cualquier demostración de esta, muchas veces actúa demasiado radicalmente ante estas. Igualmente le irrita la falta de buen gusto e ignorancia.
A pesar de que Hannibal es una persona con un perfecto autocontrol y que se muestra principalmente tranquila, se encuentra constantemente luchando contra algo que el llama su "Sombra". Es más ni menos que la parte de su personalidad que esconde lo peor de él, es decir, la Oscuridad que habita dentro, encarcelada y batallando constantemente para salir. Es muy rara la ocasión en la que sucede esto, sin embargo pasa más que nada cuando Hannibal tiene un ataque de ira muy fuerte o simplemente pierde la paciencia de forma contundente. De este modo se muestra como una persona completamente contraria a lo que es normalmente, siendo despiadado y sin escrúpulos, borrando todo rastro de compasión o culpa que pueda sentir. Principalmente agresivo e impulsivo, no logra diferenciar entre un amigo o enemigo, es simplemente impredecible. Su violencia no se limita a lo físico, sino que muchas más veces es más psicológica y verbal. Hannibal no es solo un experto en despedazar cuerpos, sino conciencias. Sus palabras son venenosas y certeras, no hace falta un discurso elaborado, con una simple oración es suficiente para desarmar a quien se lo proponga Generalmente estos estados van acompañados por la Resurrección del Caos, pues emerge de inmediato, y es cuando realmente muestra todo su poder.


Acerca del Personaje



Como Maestro

Hannibal es un ser con muchísimos conocimientos de todo tipo, de combate físico, con magia, poderes elementales o alquimia, del mismo modo sabe como potenciar las habilidades mentales y explotarlas al máximo. Es un maestro realmente paciente y dedicado a sus alumnos, los cuales se quedan a su lado por décadas de esplendor y aprendizaje, le gusta enseñar y aprender del mismo modo. Sin embargo sus conocimientos tienen un precio muy caro, Hannibal es elitista y quisquilloso cuando se trata de transmitir conocimientos, no aceptará a cualquiera.
Poderes y habilidades:

Al ser un híbrido, tiene muchísimos poderes, la mayoría incluso desconocidos para él. Sin embargo, generalmente se muestran inesperadamente en momentos de crisis o cuando Hannibal realmente los necesita. Es así como ha descubierto muchas de sus habilidades. De los conocidos, podemos mencionar que tiene un control muy básico de varios elementos, tales como el fuego, viento y tierra, los cuales que no llegan a sobresalir pero ahí están.
Su elemento base y el único que puede controlar a la total perfección es la Oscuridad, volviéndose su Arché, es decir, la culminación del control espiritual. La Oscuridad se ha vuelto parte no solo de su aura, sino también de su energía vital, todo Hannibal es Oscuridad. De este modo, todas sus técnicas que implican el control de otros elementos se fusionan con el Arché, combinanándolas y volviéndolas el doble de efectivas. Igualmente, al ser pura Oscuridad, Hannibal es incapaz de morir con algo que implique este elemento.
Sin embargo, este control total le ha impuesto una desventaja: al ser de Oscuridad, una parte de él ha sido condenada, dándole lugar a una maldición, la llamada Resurrección del Caos. Esta se puede considerar el maleficio gemelo del Ascensión del Fuego Negro de Durza, pues el también ha logrado dominar el Fuego, haciéndolo su Arché. Cabe destacar que Hannibal utiliza esta maldición a su beneficio, puesto que ha aprendido a controlarla, sin embargo no acostumbra sacarla a la luz, solo como último recurso. Pero, ¿Qué sucede cuando está activada? El cabello de Hannibal, así como sus ojos, se vuelven negros completamente, en todo su cuerpo aparecen patrones del mismo color y en su hombro izquierdo aparece el símbolo del Caos. Un aura oscura cubre a todo Hannibal, dotándolo de una poderosa armadura, que no solamente le sirve como un efectivo escudo, sino que magnifica su fuerza casi el triple de lo que normalmente sería. Sin embargo esta tiene un tiempo limitado, puesto que generalmente se activa cuando Hannibal enfurece, y desaparece una vez que logra apaciguar esa ira.
Algo muy importante de Resurreción del Caos, es que puede fusionarse con la Ascensión del Fuego Negro de Durza, dando lugar a un ser legendario que ha sido nombrada por Salvatore Finnegan como Juoda Ugnis, el cual representa la fusión corporal de ambos seres, y creando un Arché nuevo basado en los Archés de Durza y Hannibal (fuego y oscuridad), siendo así el único capaz de utilizar la técnica Svartur Eldur, es decir, el Fuego de Oscuridad. Esta fusión es poderosísima y solo ha salido a la luz durante las guerras de Messer, usada como último recurso para vencer a Salvatore Finnegan.
Por último, la Oscuridad le provee un poder casi único que aprendió y perfeccionó en los confines de la cuarta dimensión: El Espectro Negro. Esta técnica consiste en la materialización parcial o total del alma y energía vital del que la invoca, tomando la forma de un gran animal, el cual varía según varios factores, principalmente tiene la apariencia de la bestia elemento que habita en el interior del invocador y forma su aura/alma. La bestia de Hannibal es un lobo. Esta técnica puede ser utilizada tanto como ataque o defensa. Cabe destacar que la 'bestia' se puede fusionar con otra, dando así un ataque mucho más poderoso y efectivo. La desventaja radica en que, como es una técnica que utiliza toda la energía del alma del invocador, da lugar a una fatiga excesiva y, por lo tanto, tiene un tiempo muy limitado de uso, de aproximadamente diez minutos. Si el plazo se pasa por mucho, puede llevar incluso a la muerte. Por esta misma razón, es conveniente usarla solo en casos muy radicales.
Dejando de lado la Oscuridad, Hannibal tiene otras habilidades, una de las más destacadas es el control de almas. Esto le es capaz gracias a un amuleto otorgado por su maestro, Salvatore Finnegan, el llamado collar de Erised. Este le confiere la capacidad de absorber, manipular y sellar el alma de una criatura ya muerta dentro del collar, con el fin de que esta no se desvanezca, para luego poder traspasarla a otro cuerpo o simplemente utilizarla para beneficencia propia. Puede ser útil, sin embargo tiene dos condiciones: La primera, es que la criatura a la que le extraerá el alma DEBE querer que ocurra esto, es decir, Hannibal no puede tomar un alma sin la voluntad de su portador. La segunda condición es que a cambio de la manipulación un alma, el collar de Erised reclama un gran uso de recursos físicos y mentales, además de que es indispensable tener un gran dominio de la propia energía vital, lo que hace imposible manipular un alma más de una vez en un determinado lapso de tiempo, de aproximadamente un mes. Si no se cumplen estos requisitos, el hechizo puede rebotar y terminar matando a quien conjura. Cabe destacar que las almas selladas pueden ser liberadas cuando a Hannibal le plazca. Este poder es el más destacado del collar de Erised, sin embargo tiene otros dones, tales como una premonición del futuro algo inexacta y un campo de protección que oculta en su totalidad a quien Hannibal desee. Estas características han sido descubiertas con el tiempo y no todas por el mismo Hannibal, quien ha pedido ayuda innumerables veces a sus diferentes maestros para encontrarlas. Se cree que aún no han sido revelados todos los poderes de Erised.
Otra técnica que Hannibal controla a la perfección es su afamado Leiden, poder que el mismo creó junto con Durza Baranguer y Johnathan Kramer, mientras estuvo encerrado. Le llevó a los tres aproximadamente mil años perfeccionarla y utilizarla con total libertad. Se basa en un ataque torturado muy poderoso, infligiendo dolor psicológico, físico y emocional. Consiste en tres fases, cada una más dolorosa que la otra: La primera es un dolor punzante, paralizante e insoportable en todo el cuerpo de la víctima; la segunda trata recuerdos abrumadores, alucinaciones y terror psicológico, la mayoría de las visiones durante esta fase son demasiado realistas, cargadas de sangre y dolor, incluso exagerando la realidad. La tercera y última parte es una combinación de ambas, siendo la peor y una que muy pocos han logrado sobrevivir. Las consecuencias más comunes son la muerte y la locura.
Para terminar, una de las primeras técnicas que dominó Hannibal en su adolescencia temprana es el Erinnern, un hechizo que invoca, manipula y atrae a las fuerzas físicas, permitiendo al que invoca viajar al pasado, ya sea suyo propio o el del oponente. Cabe destacar que puede no funcionar si el oponente sabe manipular su mente y pasado a fin de protegerse de este tipo de ataques. Aunque no lo parezca es una de las técnicas mas simples que se pueden aprender.
Recientemente ha entablado una alianza con Minos, por lo cual puede usar poderes del mismo en beneficio propio, sin embargo estos son aún desconocidos.
Historia:

Nacido en Lituania a principios del siglo pasado, primogénito de una familia elitista, hijo de Giuseppe y Clío Lecter, ambos reencarnación del Caos y la Armonía respectivamente.
Vivió en total normalidad sus primeros años de vida junto con sus padres y hermana menor (Mischa) en un castillo a las afueras del mayor reino de su país, hasta que un otoño seis años después, diez nómadas irrumpieron en su vivienda, asesinando a Giuseppe y Clío y secuestrando a Hannibal y Mischa. Los hermanos fueron encerrados en una enorme jaula para animales junto con una elfa llamada Arya, a la cual tenían de sirvienta y esclava sexual. Cuando el alimento en el bosque donde habitaban comenzó a escasear y los recursos se agotaron definitivamente, los nómadas no tuvieron más opción que usar lo que tenían a la mano, ese "algo" resultó ser nada más y nada menos que Mischa. Como era de esperarse, Hannibal no iba a permitir que se comieran a su hermana menor, así que luchó con una fuerza que ni el conocía, intentando en vano salvar a Mischa y únicamente ganando una larga y agonizante sesión de tortura por parte de uno de los nómadas, usando el Crucio a su máximo exponente. Nadie sabe como sobrevivió a tal tortura en sus primeros años de vida, puesto que casi ningún adulto podía haberlo hecho. También es un misterio como Arya y Hannibal escaparon de las garras de los nómadas ni como viajaron hasta Rumanía, solo se sabe que se detuvieron Bucarest dos meses después, donde Arya lamentablemente murió, quedando Hannibal en un orfanato local.
Pasó cinco años ahí sin decir palabra alguna y con sus poderes desarrollándose; al no tener guía de como controlarlos, causó demasiados problemas en el lugar, por lo que la mayoría de las veces se le confinaba lejos de los otros residentes, tachándolo 'monstruo'. Así transcurrió un tiempo, hasta que de un día para otro un aristócrata apareció, haciéndose llamar Salvatore Finnegan, el cual le ofreció a Hannibal el sacarlo de ahí con la condición de hacerlo su aprendiz, el se negó. Después de la extraña visita parecía que todo volvería a la 'normalidad' hasta que un chico provocó a Hannibal, quien, furioso y sin control de sus habilidades, terminó asesinado. Sin muchas opciones el pequeño tuvo que huir de ahí con escasos diez años, adentrándose en el bosque. Con los recursos agotados, permaneció ahí oculto durante una o dos semanas, hasta que Salvatore apareció nuevamente con la misma oferta. Sin otra opción, Hannibal aceptó y ambos fueron a parar a Transilvania. Una vez ahí conoció a los otros aprendices de Finnegan: Johnathan Kramer, Jano Vogel, Ezra Dougray, Lucius Abraxas y Durza Baranguer, quienes conforman el actual grupo de nómadas.
Hannibal se adaptó en muy poco tiempo y demostró tener aún más potencial y poder que sus demás compañeros, ganándose así el favoritismo de su maestro y, por lo tanto, su mayor tesoro: El colgante de Erised, del cual no sabía exactamente su función en ese momento.
Un evento muy notorio y que cambió literalmente el rumbo de su vida fue el enfrentamiento que tuvo contra Durza siendo estos unos niños de no más de once años. Desde el momento en que Hannibal llegó como aprendiz tuvo ciertos roces con el Sombra, los cuales se hicieron cada vez más fuertes, pasando rápidamente de ser meramente miradas penetrantes hasta convertirse en peleas verbales. Como era de esperarse, un día todo explotó, de pronto ambos chicos se encontraban en una reñida pelea demasiado dura para jóvenes de su edad, tan fuerte, que hubieran salido muertos si no fuera por la intervención de su maestro, Salvatore, que los separó justo a tiempo.
Sus heridas eran tan graves que pasaron aproximadamente un mes en reposo absoluto, y, aprovechando su incapacidad, Finnegan decidió darles una lección: los mantuvo juntos en la misma habitación durante el periodo de recuperación. En ese tiempo, dejaron de odiarse y empezaron a tolerarse el uno al otro, aunque seguían manteniéndose recelosos.
Aún después de esto, y no contento con el progreso de ambos aprendices, Salvatore se empeñó en llevar a cabo sesiones de entrenamiento conjuntas, donde les enseñó a trabajar en equipo y aprovechar las fortalezas del otro, así como apoyarse mutuamente. Fue de esa forma que su relación pasó de ser incómoda y tensa a ser una amistad profunda y poderosa, que, a partir de ese momento, nunca se rompería del todo.
Sus demás años como aprendiz ocurrieron normalmente y en normal tranquilidad, hasta que, a la edad de trece años, llegó una nueva alumna a las manos de Salvatore, Clarice. En seguida, una habilidad extremadamente rara hizo su efecto: la imprimación, logrando que el adolescente quedara profundamente enamorado de la chica sin darse cuenta. Durante algún tiempo Hannibal fue su 'ángel guardián', defendía y cuidaba a Clarice sin saber el porqué y en total silencio, hasta que, un año después, por un impulso asesinó a un elfo que la quiso besar a la fuerza, hablándole por primera vez y logrando que la imprimación se activara de nuevo, esta vez en ella. Llevaron una relación tranquila y estable por un tiempo, hasta que, dos años después, se separaron por razones desconocidas. Justo después llegó Duccette, sobrina de Salvatore, la cual hizo conexión inmediata con el y Durza, volviéndose inseparables los tres. Al terminar su entrenamiento, Hannibal se reconcilió con Clarice, casándose. Cinco años después ella quedó embarazada de gemelos, aunque uno murió durante la gestación, dando a luz únicamente a una niña idéntica a ella, la cual llevaba su mismo nombre.
Durante quince años los tres llevaron una placentera vida sin preocupaciones, hasta que llegó el día en que Salvatore logró acumular el suficiente poder para intentar destruir todos los reinos que se encontrara. Al tener conciencia de dicho acontecimiento, los nómadas se reunieron por segunda vez, fundando el clan Messer, para intentar acabar con Salvatore. Durante una de las batallas, los guerreros de Salvatore secuestraron a Clarice y Draco, hijos de Hannibal y Lucius respectivamente, a los cuales se torturó cruelmente para después ser asesinados. Gracias al collar de Erised, Hannibal logró manipular el alma de su fallecida hija antes de que dejara el plano terrenal, para después atraparla en dicho colgante, con la esperanza de que alguna vez reencarnara en algún otro hijo de su sangre.
Indignados ante la crueldad y cobardía de Salvatore, los nómadas incrementaron su poder considerablemente, haciendo la guerra mucho más reñida y sádica, culminando en una batalla final, que se dio en el castillo de Finnegan. Durante la batalla, Salvatore asesinó a Clarice, ocasionando la furia de Hannibal, el cual, totalmente cegado por el odio, reveló un poder que nunca había salido a la luz, un poder extremadamente peligroso, mortal y efectivo, con el cual luchó cuerpo a cuerpo con su anterior maestro, dándole muerte después de una ardua pelea en la cual casi sale sin vida. Aún así, según la profecía del oráculo, debía sacarle el corazón con un cuchillo para destruirlo totalmente, aunque Hannibal no lo hizo por razones desconocidas, dejando su cuerpo abandonado, creyendo que era suficiente.
Después de la guerra, Hannibal migró junto con Kramer a una manada de los Andes, donde ambos entrenaron a sus primeros alumnos, Hiroki y Nikki respectivamente. Pasaron un tiempo ahí, hasta que el desastre que ocurrió en la manada los obligó a migrar nuevamente, separándose. Años después se instaló en un reino a las afueras de Munich, Alemania, donde reinaba Thomas Diederich. Durante un tiempo se dedicó a entrenar a Minho, Uriel y Damien, haciéndose fama de ser el maestro más poderoso del reino. Enterándose de esto, Thomas lo citó a una importante junta, donde estaba también Till Vollmond. Al ver su inteligencia y capacidad de razonamiento, ambos clanes lo nombraron consejero real, ganándose su confianza inmediatamente.
Sin embargo, tiempo después, durante una disputa verbal muy reñida con Dorian Diederich -abuelo de Baital- este le recordó todo lo que había vivido. Hannibal, el cual había "bloqueado" todos sus recuerdos, súbitamente se sintió profundamente ofendido y dolido. Descontrolado, hizo lo mismo con Dorian, marcándole fríamente todos sus defectos y errores. Ambos enloquecieron, tanto, que terminaron por luchar cuerpo a cuerpo, culminando en la victoria de Hannibal y la muerte de Dorian. Al ser el anterior rey, el asesinato de Dorian fue tomado con demasiada importancia, así fue como los guerreros del reino cazaron a Hannibal en sentido literal, el cual acabó en la prisión. Sorprendentemente, el no opuso resistencia, entregándose pacíficamente con la frase "Ambos lo merecíamos, ambos hemos obtenido nuestro castigo".
Pasó un tiempo en una celda que anuló sus poderes, hasta que llegó sorpresivamente Durza, el cual había asesinado a un noble, importándole poco que le capturaran. Casi al mismo tiempo arribó Kramer, acusado de la masacre del supuesto hombre que había matado a su esposa embarazada. Thomas, aún resentido por la muerte de Dorian -su padre- ordenó que pusieran a los tres nómadas en una misma celda, con la esperanza que, al ser todos diferentes tipos de asesinos, terminarían por descuartizarse entre sí. Sin embargo, Thomas jamás imaginó que se conocían, por lo cual convivieron en perfecta armonía durante los cien años que les llevó crear y perfeccionar su más grande técnica: El Leiden, con el cual pudieron torturar a los numerosos guardias que los custodiaban, y así escapar. Durza insitió en que le dieran un "regalo de despedida" a Thomas, pero Hannibal se negó, diciendo que "ya obtendría su castigo".
Después de ese incidente y que los tres se separarn nuevamente, el híbrido se tomó un tiempo de "retiro", durante el cual entrenó a sus demás alumnos y no tuvo contacto alguno con sus compañeros. Años después consultó el oráculo de Delfos, donde este le reveló una profecía, donde le indicaba que Salvatore Finnegan aún estaba vivo y regresaría, y esto lo sabría tanto él como sus demás compañeros cuando tuvieran un sueño lúcido en una noche donde la luna estuviera en su fase creciente menguante. Hannibal, al darse cuenta de la enorme importancia de esto, avisó a sus compañeros y decidió instalarse en el reino de Rossanef Trinus, debido a que este era un punto intermedio entre los lugares donde se encontraban los demás nómadas.
Vivió ahí durante un lapso de aproximadamente diez años, donde conoció a Cliff y Alexdander Crisvector, debido al contacto que tenía con Strahl Vollmond, padre adoptivo del primero. De una forma u otra, acabó siendo muy cercano a Cliff, muchas veces cuidando de él cuando Strahl tenía otras ocupaciones, volviéndose su "abuelo". Al igual que Cliff aprendió muchas cosas de Hannibal, Hannibal también aprendió mucho de la experiencia con este chico, quien creció a su lado.
Años después llegó Durza al lugar y asesinó al hermano de Strahl sin explicación alguna, hiriendo gravemente de igual forma a Alexander Crisvector. Hannibal, enojado por la falta de madurez de Durza, hizo un viaje junto con Alexander, con el objetivo de entrenarlo en el control perfecto de su elemento base, que era el fuego, al igual que Durza. Este viaje trajo muchas cosas positivas y negativas, y al final culminó en una reñida pelea entre Alexander y el Sombra, la cual ganó el chico, volviéndose al rango Fuego.
Al regresar del viaje, se dio cuenta de que podía revivir a Clarice con el collar de Erised, donde tenía su alma sellada, cosa que hizo sin dudarlo ni un segundo. Sin embargo, su felicidad no duró mucho: la profecía del sueño-visión se cumplió; aunque el no le dijo nada a Clarice en un principio, sabiendo que estaba esperando un hijo e insistiría en pelear a su lado. No obstante, ella terminó enterándose de alguna manera desconocida, por lo cual Hannibal no tuvo otra opción de dejarla ir con el, bajo la condición de que no pelearía hasta que diera a luz.
Así se juntaron de nuevo los seis nómadas, refundando el Clan Messer junto con sus alumnos. Durante la guerra, el híbrido usó una vez más el collar de Erised para ocultar su embarazo, y, más adelante, a la niña que nació, a la cual llamaron Clío, en honor a la difunta madre de Hannibal.
Sin embargo, durante la última batalla, mientras Salvatore lo torturaba psicológicamente, Clarice se atravesó, causándole una herida de muerte. El nuevamente perdió el control, haciendo aparecer su extraño poder, el cual años atrás había nombrado "Resurrección Del Caos", ya que ahí afloraba el carácter de su padre, el Caos. Antes de pelear por última vez con su maestro, se fusionó con Durza, dándoles la victoria segura. Entre los dos le arrancan el corazón con un cuchillo, ignorando una trampa explosiva, la cual se activaría a la muerte de Salvatore. Incapaces de teletransportarse ya que estaban demasiado débiles, no les quedó otra opción que correr antes de que el castillo explotara. Sin embargo, Hannibal se negó rotundamente a abandonar a Clarice aún moribunda, usando por última vez el collar de Erised, enviándoles una visión a Hiroki y Alexander de donde podrían encontrar a su hija. El castillo explotó, aparentemente matándolos a ambos, aunque, meses después, el apareció nuevamente. Aún así, no se sabe nada de Clarice.
Fue partícipe de la Cuarta Guerra Santa de forma involuntaria, ya que fue prácticamente arrastrado al Infierno por Durza Baranguer y Mayhem Messiah después de una serie de eventos caóticos. Una vez ahí, cayó en coma durante mucho tiempo, hasta que luchó contra el ángel Leliel en una dimensión paralela, y, al vencerlo, recuperó la conciencia. Este hecho marcó el inicio de la alianza entre Hannibal y Minos.
Datos Extra:

~Si bien en este momento se encuentra en paz con Minos, aún sufre disociaciones de vez en cuando, lo cual lo ha llevado a buscar una razón de estas
~El collar de Erised fue especialmente diseñado para él, por lo que únicamente Hannibal puede usarlo
~Pertenece al Clan Setan, poderosa legión de demonios élite por derecho de sangre, más no por convicción propia al principio
~El es el fundador principal del Clan Messer, por lo que puede decidir libremente sobre el futuro de este, así como quien entra o quien sale
~Aunque casi nadie lo sabe, Hannibal es una personalidad muy influyente tanto en el clan Vollmond como en la legión Diederich. A menudo los jefes de ambas familias lo consultan en busca de consejo
~Las almas de sus hijos están selladas en el Collar de Erised, aún esperando por reencarnar
~Hannibal utiliza el concepto "Sombra" de su personalidad de un término humano creado y estudiado por un psicoanalista llamado Carl Jung, quien describía este término como todos los aspectos ocultos o inconscientes que tienen todos los seres, lo que se niegan a aceptar o no quieren mostrar a los demás pero que es parte de la personalidad, por lo que muchas veces emerge en el peor momento, mostrando que en efecto existe
~Adora la música, es especialmente amante del jazz y el blues
~Ha tenido contacto con Cliff Crisvector desde su primera infancia, y su cercanía es tal que lo llamó "abuelo" por un tiempo, cuando aún era un niño
~Durante un tiempo estuvo en la dimensión humana estudiando medicina, estudiando posteriormente una maestría en neurocirugía y medicina forense
~Es nieto de Minos, anterior Juez del Infierno, quien lo eligió como su sucesor casi de inmediato, heredando el cargo
~Al igual que todos los miembros del clan Setan, tiene tatuado el símbolo del Caos en alguna parte del cuerpo, en su caso, es en el costado izquierdo bajo las costillas



avatar
Akakage
Admin

Mensajes : 121
Fecha de inscripción : 05/03/2016

Ver perfil de usuario http://eta-carinae.foroactivo.mx

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.